0 7 mins 4 días

Cinco recomendaciones prácticas para alcaldes electos

David Saucedo

Sin dejar de hacer el papeleo propio de cualquier entrega-recepción municipal los alcaldes electos debe tomar medidas de carácter urgente para evitar que el barco se hunda o encalle. La luna de miel del nuevo gobierno municipal con el electorado durará entre 6-8 meses. Sus niveles de popularidad se mantendrán altos durante ese tiempo. Después, empezarán a bajar por el desgaste propio del ejercicio de gobierno y porque, aunque el gobierno saliente tenga la culpa de muchas cosas, la cacería de brujas dejará de tener efecto en la ciudadanía. Debe usted aprovechar ese lapso para aplicar una terapia de choque y con ello sentar las bases para el despegue de su administración. Algunas de las acciones que debe emprender de inmediato son: 

1.           Que su tesorero haga un balance de los ingresos-gastos que tendrá su gobierno de octubre a diciembre de este año, para así identificar el tamaño del déficit. Usted sabrá de inmediato el tamaño del hoyo financiero (el real, no el que se reporta en las carpetas de la entrega) y las medidas que deberá aplicar para mantener el barco a flote. De este cálculo se derivará el monto de adelanto de participaciones que solicitará, si será necesario subir el impuesto predial (o actualizar los valores catastrales), si será necesario contratar deuda, la reducción de nómina que debe aplicar (o que puede realizar), si se pone los guantes contra el gobierno estatal u opta por una negociación, si baja fondos de BANOBRAS o no, si aplica moratoria de pagos, si emprende una renegociación de los pasivos, etc.

2.           Amarre el número de votos en el cabildo que le den mayoría calificada de inicio. De preferencia tenga usted un colchón de uno o dos votos. No aplique el clásico “pago por evento”. Si usted da apoyos o concesiones a los regidores en cada votación, estos se volverán insaciables. Llegue a acuerdos de largo plazo con ellos para no estar sujeto a chantajes eternos. No olvide que usted es la cabeza de la administración municipal.  Lamentablemente algunos regidores tienden a sentirse pequeños presidentes municipales y exigir un trato de virtuales vicepresidentes. Solo usted puede designar a los directores y principales cabezas de su gobierno. No permita imposiciones, ni vetos.

3.           Para designar al director o secretario de seguridad pública solo tiene cuatro opciones: a) Pedir a gobierno del estado que designe a un comandante de FSPE, b) Solicitar al gobierno federal que le recomiende a un mando militar, c) Contratar a un ex director de policía o ascender a un subdirector de policía que usted conozca y que tenga experiencia comprobada en el tema, y d) Ratificar al actual director de seguridad pública. En el contexto actual de Guanajuato esta es una de las decisiones más difíciles de tomar. No confíe en las estadísticas sobre incidencia delictiva que le dará la Secretaría de Seguridad Pública estatal, pues están maquilladas. Busque voces de contraste que le den el panorama real de lo que ocurre en su municipio. Incremente el presupuesto en materia de seguridad para el siguiente año. No es un gasto, sino una inversión.

4.           Para cumplir los compromisos laborales con integrantes de su equipo de campaña defina cuando menos cuatro periodos de incorporación. Los integrantes del primer círculo deben entrar con usted el 10 de octubre. Los del segundo círculo pueden entrar en el siguiente mes, luego de que se den las bajas voluntarias, se acuerden las primeras salidas sin necesidad de entablar demandas laborales, se apliquen esquemas de retiro anticipado, se den de baja a los aviadores, etc. El tercer segmento de simpatizantes puede entrar dejando plazas vacantes y no ocupándolas de inmediato. Se pueden dejar vacantes durante tres meses, para con ese ahorro pagar las liquidaciones correspondientes. La siguiente tanda de nuevos colaboradores entrarían en el mes de enero.   Cuide que no se dispare el gasto de nómina. Si los números son favorables más adelante podrá aplicar un cuarto periodo de incorporación, pero en algún momento deberá detener los despidos-contrataciones. Hay áreas del gobierno municipal que requieren perfiles altamente especializados.

5.           Prepare una estrategia de comunicación a la altura del reto. Gobernar implica dos cosas: gobernar y comunicar. Levante una primera encuesta de servicios para conocer cuáles son las demandas de la ciudadanía, a nivel de sección electoral. No deje que su tesorero arme él solo el presupuesto 2022. Las partidas presupuestales de las direcciones deben orientarse en función de los resultados de sus compromisos de campaña y demandas medidas en encuestas. Sobre la marcha podrá incorporar los proyectos que se deriven del plan municipal de desarrollo. Evite que su presupuesto de egresos sea una copia del presupuesto del alcalde saliente. Busque asesoría especializada en materia de comunicación. Su estrategia de comunicación debe tener mensajes principales, mapa de públicos, plan de medios, productos comunicativos de calidad y medición de impacto. Para empezar aplique una auditoria en materia de comunicación, para saber qué le duele al paciente. La calificación promedio de los alcaldes de Guanajuato es de 5 puntos, una calificación muy baja. Su reelección, su futuro político, la continuidad de su partido o de alguien de su equipo depende en gran medida de que usted sepa comunicar los logros de gobierno.  Y esto se debe hacer desde antes de su toma de posesión.

De hecho, la publicación que suba el día de hoy en su página de Facebook (que de acuerdo con los patrones de consumo de medios es la red social más vista en Guanajuato) debe obtener cuando menos mil likes y debe ser vista por lo menos por la tercera parte de los habitantes de su municipio.

¿Cuántos lleva?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *