31 octubre, 2020

Voces Laja Bajío

Juntos llegamos más lejos

¿Crisis? Diego se da el lujo de oficinas corporativas que le cuestan al estado 7 millones al año

8 minutos de lectura


El secretario de gobierno pacta uso de oficinas en el edificio corporativo G100 del Puerto Interior, para despachar él y el gobernador; Palacio de Gobierno queda como área staff, pese a ordenamiento constitucional sobre la sede de los Poderes en la capital del estado

Imágenes: Juan José Plascencia

Guanajuato tiene menos dinero por reducción de las partidas federales, enfrenta crecientes retos derivados de las emergencias sanitaria, económica y de seguridad y su endeudamiento se ha incrementado. Ese panorama, sin embargo, no ha impedido que el gobernador Diego Sinhue Rodríguez haya dispuesto la contratación de un nuevo espacio de oficinas en un lujoso edificio corporativo en el Puerto Interior en Silao, conocido como G100, por la cual paga poco menos de siete millones de pesos de renta al año, más impuestos.

El edificio es propiedad de la inmobiliaria Multiservicios Nordika, S.A. de C.V., cuyo accionista principal es el empresario Gabriel Padilla Cordero. La oficina por la que se pagan 500 mil pesos mensuales entre renta y mantenimiento, según contrato fechado en enero de este año, ya era utilizada por Rodríguez Vallejo desde su campaña política en 2018 y durante todo el año de 2019, sin que se conozca el carácter con el que la ocupaba en esos días.

Una consulta a través del mecanismo de transparencia no tuvo resultados en 2019 y fue hasta este 2020 que el gobierno reconoció haber contratado el servicio de oficinas para el secretario de gobierno y otro funcionario cuya identidad fue omitida en el contrato.

Lobby del edificio G100.

Oficinas alternas a 20 minutos de palacio de gobierno

El nuevo despacho está a solo 35 minutos del palacio de gobierno, la sede oficial hoy convertida en espacio del área staff del gobernador; está también a media hora del Centro de Convenciones de la capital, utilizado por los anteriores gobernadores como oficina alterna.

Las cinco «suites» que utilizan el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo y el secretario Luis Ernesto Ayala en el edificio conocido como G100, en el distrito de negocios de Guanajuato Puerto Interior, le cuestan al erario 582 mil pesos al mes sumando renta, mantenimiento e impuestos.

Croquis de las oficinas gubernamentales en el edificio G100.

De acuerdo a un estudio realizado por un actuario profesional, con el monto de la renta y el mantenimiento, el estado podría construir un edifico propio con la misma funcionalidad en un lapso de 16 meses o en 32 meses si tuviera que pagar el terreno, aunque eso podría negociarse, pues el gobierno estatal es socio del Puerto Interior y preside su consejo.

El contrato contempla una renta mensual en 426 mil 16 pesos a Banregio, a través de un fideicomiso de administración formado con Banco Interacciones, al que Nordika le cede sus derechos de cobro; otros 75 mil 760 pesos por «cuota de mantenimiento y operación» son liquidados directamente a la inmobiliaria. Ambos gastos son antes del cobro del impuesto al valor agregado.

La renta incluye los servicios básicos: electricidad, agua, aire acondicionado y la limpieza diaria de lunes a viernes. El servicio de internet y telefónico será «a demanda» y el servicio de café y galletas se limita a algunos espacios no a todos, aunque la precisión también fue testada en el contrato. El arrendatario tiene derecho a 14 espacios de estacionamiento, cinco de ellos en el sótano del edificio G100.

Cada servicio de alimentos para las numerosas reuniones que tienen lugar en el edificio es cobrado aparte. POPLab tiene en su poder contratos de Nordika y la secretaría de Gobierno de un «servicio de alimentos para 17 personas y un coffee break para 8 personas» destinados a una reunión con legisladores locales y federales del 19 de octubre de 2018 con un costo de 7 mil 899 pesos; otra correspondiente al 26 de octubre para «servicio de alimentos para la reunión con diputados federales, por 11 mil 386 pesos; el primero de febrero de 2019 se pagan otros 7 mil 892 pesos por el servicio de alimentos para 18 personas asistentes a una «reunión privada para atender aspectos relativos a la política interna de la entidad»; un evento similar el 4 de febrero para 15 personas contrata alimentos por 7 mil 418 pesos.

El G100 fue utilizado por Diego Sinhue desde la campaña

El espacio de aproximadamente 576 metros cuadrados, divididos en tres grandes salas en el piso noveno y dos más pequeños en el quinto nivel del edificio propiedad de la inmobiliaria Multiservicios Nordika, S.A. de C.V., ha sido ocupado por el mandatario estatal desde su campaña política y a partir de su toma de posesión en septiembre del 2018. La Secretaría de Gobierno paga una tarifa de 891 pesos por metro cuadrado de oficina, de acuerdo al nuevo contrato firmado el primero de enero de 2020.

Aunque se realizaron consultas a través de los mecanismos de transparencia en 2019, solo hasta este 2020, el gobierno respondió positivamente dando a conocer el contrato del año en curso.

El gobierno de Guanajuato renta el espacio para dichas oficinas mediante un convenio firmado por los funcionarios José Luis Cuéllar Franco, director de recursos materiales y servicios generales de la Secretaría de Finanzas, Inversión y Administración; y por Gilberto Enríquez Sánchez y Alberto Padilla Camacho, respectivamente director de administración de la Secretaría de Gobierno y secretario particular del titular de esa dependencia, Luis Ernesto Ayala.

Actividades del gobernador en su oficina del G100 se publicitan en redes sociales. Foto: Gobierno del estado.

El contrato en poder de POPLab, firmado el primero de enero de 2020, especifica que será la Secretaría de Gobierno la responsable del uso del inmueble. En las declaraciones del contrato se establece que el arrendatario requiere el inmueble «a fin de contar con un espacio suficiente para establecer una oficina administrativa para el Secretario de Gobierno» y un funcionario más cuya identidad fue testada en el documento sin explicar la causa.

La secretaría de Gobierno pidió reservar información del arrendador para proteger sus datos personales, así como la ubicación del bien arrendado, la distribución de espacios y las especificaciones de uso por «razones de seguridad», al ser la Secretaría de Gobierno autoridad en materia de seguridad pública.

En ningún apartado de la validación de la versión pública del contrato se explica por qué debería ocultarse al otro funcionario beneficiario del usufructo de las oficinas dentro del G100.

Sin embargo, es conocido que en ese lugar despacha cotidianamente el gobernador del estado, Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, en el piso 9 del edificio que preside el acceso principal a GPI. Ahí realiza reuniones, actos formales y se ha enlazado en reuniones virtuales durante la cuarentena y hasta la fecha.
https://www.scribd.com/embeds/476897435/content?start_page=1&view_mode=scroll&access_key=key-r2ew0fUgH83IuosdbXds

Austeridad en lineamientos, solo un buen deseo

El arrendamiento del despacho de lujo corporativo en el edificio G100 dentro del Distrito de Negocios del GPI es claramente violatorio de los lineamientos de la normatividad estatal vigente.

La ley del presupuesto general de egresos vigente establece en su artículo 61 una serie de medidas de racionalidad, austeridad y disciplina presupuestal como la señalada en la Fracción XVII:

En relación al uso de inmuebles por parte de las dependencias y entidades:

  1. Promover el aprovechamiento de los espacios propios del Gobierno del Estado, a fin de que aquéllos que se encuentren subutilizados u ociosos sean puestos a disposición de nuevos requerimientos, eliminando así el arrendamiento innecesario;
  2. Tratándose de aquellos donde tengan el carácter de arrendatarias, se deberán revisar los contratos respectivos y en su caso, procurar modificarlos por los espacios subutilizados; y
  3. Incentivar la concentración de oficinas en una misma ubicación para procurar el ahorro en servicios.

La fracción XX del mismo artículo precisa:

  • Deberá privilegiarse el uso de recintos públicos para la realización de eventos, reuniones de trabajo, congresos, foros, conferencias, entre otros, de manera que se evite, en lo posible, la contratación de restaurantes, hoteles o establecimientos suntuoso para tales efectos.

Márquez construyó edificios en León e Irapuato para evitar pago de rentas

Apenas el sexenio anterior, el gobernador Miguel Márquez ordenó la construcción de un Centro de Gobierno en León, un edificio de 10 plantas que concentra oficinas de 15 dependencias en las que se pueden realizar más de 100 tramites, con la finalidad de «ahorrar en rentas». El costo del edificio planeado originalmente en 100 millones de pesos, ascendió finalmente a 207 millones.

El gobernador del estado, desde la época de Juan Manuel Oliva, ha utilizado como oficinas alternas edificios de dependencias estatales y órganos autónomos, como el Centro de Convenciones de Guanajuato o el Fórum Cultural de León.

Ahora, con el establecimiento de una oficina formal en el edificio G100 del Puerto Interior, el gobernador Diego Sinhue Rodríguez prácticamente no visita ya la ciudad de Guanajuato, sede de los poderes estatales, donde se encuentra el despacho oficial en el palacio de Gobierno de Paseo de la Presa. Lo mismo ocurre con el Secretario de Gobierno Luis Ernesto Ayala.

El secretario particular de Ayala, Alberto Padilla, trató de ser localizado en las oficinas de G100 pero no se encontraba el viernes 18 de septiembre.

Contactado por teléfono aseguró que solo «de vez en cuando» va a al despacho del distrito de negocios del Puerto Interior ya que se trata «de oficinas de apoyo». Invitado a aclarar porque se renta ese espacio y el análisis de costo-beneficio, señaló que debería solicitar autorización de su jefe para dar la entrevista y aseguró que se comunicaría más tarde, lo que no ocurrió, tampoco contestó llamadas ni mensajes.

Edificio gubernamental en zona Delta, en León. Foto: Juan José Plascencia

Sede de los Poderes, ya es historia

En su artículo 35, la Constitución General del Estado señala puntualmente:

La Ciudad de Guanajuato es la Capital del Estado y la Residencia de sus Poderes; éstos no podrán trasladarse a otro lugar sino por causa grave y cuando lo acuerden así las dos terceras partes de los Miembros del Congreso.

De facto, esto parece haber quedado en el pasado. Por cierto, ningún diputado de la oposición y mucho menos del PAN, ha tocado el tema ni por equivocación.

Este 16 de septiembre, día que se conmemora el aniversario de la Independencia Nacional, el Palacio de Gobierno ubicado en el Paseo de la Presa en Guanajuato capital, ni siquiera ostentó la bandera izada en su asta, como símbolo del abandono en que se encuentra como sede del Poder Ejecutivo.

Un ciudadano capitalino tomó la fotografía que aquí reproducimos e interrogó a los guardias del recinto por la ausencia del lábaro en la fachada del edificio y la respuesta que lo asombró fue: «no hubo indicaciones».

La bandera normalmente se izaba en el Palacio de Gobierno del Estado desde el 15 de septiembre a las 6 de la mañana.

Foto: especial, tomada por un ciudadano el día 16 de septiembre.

Deja un comentario