0 7 mins 3 años

Mujeres destacadas en diferentes partidos políticos intervienen en el debate; aunque también se dan silencios desde esas mismas trincheras

Carmen Martínez

León, Gto. Liderazgos políticos femeninos en Guanajuato se sumaron a la exigencia para que la Universidad de Guanajuato investigue y sancione los 17 casos de acoso y hostigamiento sexual que fueron denunciados públicamente por estudiantes y una catedrática de la División de Ciencias Sociales en el Campus León.

El pronunciamiento de estas mujeres que participan en la vida pública del estado, se suma a las demandas que han hecho organizaciones civiles, activistas, alumnas e incluso una parte del cuerpo académico de la Universidad de Guanajuato.

Aunque también se da el caso de mujeres activas en la política y con una historia de defensa de los derechos de las mujeres, que han permanecido al margen del tema.

Hace casi una semana que un grupo de alumnas de la Universidad de Guanajuato, denunció públicamente estos 17 casos de acoso, cometidos directamente por los profesores: Armando Chaguaceda Noriega, Alejandro Klein Caballero, Gustavo Garabito Ballesteros, Daniel Tagle Zamora y Jacobo Herrera Rodríguez.

Pese a la gravedad del tema, las autoridades de la UG no han realizado acciones concretas para dar atención a esta denuncia.

A través de las redes sociales, algunas mujeres políticas han manifestado su sororidad con las alumnas del Campus León, así como la exigencia para que las denuncias sean atendidas de manera oportuna por las autoridades académicas.

Solicitan intervención de la Universidad de Guanajuato
Malú Micher, senadora electa por Morena, ha sido una de las figuras políticas que públicamente ha exigido a la Universidad de Guanajuato que atienda las denuncias de estas jóvenes estudiantes, pero que además, lo haga con perspectiva de género y sin ser ‘juez y parte’, sino que recurra a personas especialistas en el tema.

Desde el pasado martes que se hizo la denuncia pública, Malú Micher demostró su apoyo a las mujeres denunciantes así como al Centro Las Libres, que está acompañándolas durante este proceso.

“Una @udeguanajuato libre de violencias es un derecho que tienen todas las estudiantes! Cuenten con mi apoyo! #NiUnaMas @CentroLasLibres”, escribió Malú Micher, quien durante su carrera política y como servidora pública, ha estado trabajando arduamente en temas de género.

En reiteradas ocasiones, a través de su cuenta de Twitter, Malú Micher ha compartido notas periodísticas sobre el tema y continúa haciendo una exigencia a las autoridades académicas.

Su compañera de partido, y próxima diputada federal, Antares Vázquez Alatorre también demostró su solidaridad desde que la información se hizo pública.

“La UdeGuanajuato debe garantizar el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia. Los agresores deben tener consecuencias”, escribió desde el pasado 15 de agosto.

Recientemente, Antares Vázquez Alatorrre estuvo participando en un foro denominado “Retos y Desafíos para la Igualdad Sustantiva” donde se trabajó en pro de evitar la violencia política contra las mujeres.

La legisladora Lidia Denisse García Muñoz Ledo fue la única representante de Acción Nacional que levantó la voz para exigir que se crea en las denuncias públicas y cese el acoso dentro de la Universidad de Guanajuato.

Libia Denisse también recordó que las denuncias por acoso sexual generalmente son minimizadas y se desconfía de la palabra de las víctimas.

“Urgente que la @UdeGuanajuato aplique sus protocolos y que se preste atención oportuna y eficaz a la denuncia de estas jóvenes estudiantes. #NoAlAcoso #NoALaViolenciaDeGénero #YoSíTeCreo En los casos de acoso las mujeres somos minimizadas en nuestras denuncias y esto debe parar”, escribió.

Aunque radica en la Ciudad de México, la senadora independiente Martha Tagle también hizo un llamado al rector Luis Felipe Guerrero Agripino para que se investiguen estos 17 casos de denuncia por acoso y hostigamiento sexual.

En sus redes sociales así como en declaraciones públicas a al medio 20minutos, la senadora señaló que estos casos ocurridos dentro de la UG, demuestran que las mujeres están expuestas a un entorno que “les violenta, excluye, y vulnera de manera sistemática”.

Liderazgos que no se pronuncian

En contraparte a las exigencias para que se investigue y se sancione, hay otros liderazgos políticos importantes que no han manifestado una opinión o postura al respecto, pese a que se mantienen como mujeres activas en la defensa de los derechos políticos de género.

Pilar Ortega Martínez, diputada electa por el PAN; y Beatriz Manrique Guevara, quien será próxima legisladora federal en representación del Partido Verde; son algunas de las mujeres que más participación han tenido en la defensa de los derechos políticos de género, pero que no han manifestado una exigencia o postura pública respecto a los casos de acoso en la Universidad de Guanajuato.

En el caso de mujeres líderes en el municipio de León, también han faltado las posturas de las panistas Alejandra Gutiérrez, Alejandra Reynoso y de las priistas Bárbara Botello Santibáñez y Norma López Zúñiga.

Otro liderazgo importante que no ha mostrado su postura, es la priista Yulma Rocha Aguilar, quien también ha sido defensora de los derechos políticos de las mujeres.

Se espera que sea el día de mañana lunes cuando el rector Luis Felipe Guerrero Agripino se reúna con las alumnas que denunciaron ser víctimas de acoso, así como con Verónica Cruz, representante del Centro Las Libres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *