0 6 mins 3 años

Contraste De
México, Con Otros Países  
  

Carlos
Aranda Portal

Nunca había
vivido el pueblo de Venezuela, el enfrentamiento que ahora tiene y que lo ha
llevado a una confrontación, como nunca se había visto, cuestión que tiene que
enfrentar Nicolás Maduro.

Maduro ha
llevado a su país, a una crisis de pobreza, que incluye falta de medicinas y
alimentos entre la población, además de las pocas oportunidades de trabajo que
brinda a sus ciudadanos, pues ha procedido al cierre de empresas, que en otro
tiempo fueron productivas, cuyos antecedentes empiezan desde la entrada al
gobierno, del populista Hugo Chávez, con su famosa política Bolivariana, al que
le siguió un hombre peor que él, que es Maduro, el que se ha convertido en un
verdadero dictador, rechazado por muchos países, algunos de ellos muy poderosos
como los Estados Unidos.

Han aceptado
como presidente interino a Juan Guaidó, quien el miércoles pasado se declaró
como tal, ofreciendo un diálogo con Maduro e inclusive amnistía para el
dictador en funciones. Aunque posteriormente ha rechazado el diálogo, aduciendo
que es un diálogo falso el que promete Maduro.

El respaldo
mayoritario de los militares, es lo que lo mantiene en el poder, seguramente
porque les está pagando más que bien y ellos no quieren perder esta oportunidad
de vivir así e inclusive volverse ricos, como antes nunca lo habían hecho.

 Así es que el día miércoles, amaneció
Venezuela con dos presidentes, uno que es totalmente ilegítimo, porque manipuló
totalmente la elección y reprime a la población que se opone a su mandato y el
otro, con intenciones de convocar a elecciones a la brevedad, volviendo la
democracia como sistema de vida e inclusive ofreció amnistía para Maduro, la
que es una especie de humanidad para este sujeto, a cambio de que renuncie a la
presidencia de su país, cosa que no cabe en el pensamiento del dictador, pues
está seguro de estar gobernando para su país, a pesar de que éste, tiene una
inflación anual actualmente, de un millón % y que exige carretadas de dinero
para comprar cualquier cosa.

La única
moneda de intercambio que ofrece Maduro, es la de su petróleo, siendo Estados
Unidos el que más le compra y si suspendiera las compras de crudo de esa
nación, terminaría por hundirla en forma definitiva. México es el tercer país
que le compra más petróleo a Venezuela, según datos recientemente
proporcionados a través del Financiero Bloomberg.

Lo único que
dice Maduro es: No renunciaré apoyado por los altos jefes militares, sin embargo
tanto México como Uruguay, que mantienen una posición neutral, han manifestado
su proclividad al diálogo, el cual ha aceptado Maduro en vista de las
circunstancias tan críticas en que se ha visto inmerso, pero a pesar de todo no
deja de reprimir a la oposición y en esta última manifestación, se habla de que
hubo 27 muertos  y no se sabe que número
de heridos, por la represión habida y los enfrentamientos con el ejército,
quien dispara en contra de la población balas de goma, que hieren a los
manifestantes y éstos a su vez, contestan con simples piedras, que no hacen
mayor daño a los militares, sobre todo por como están protegidos.

Maduro
ordenó cerrar la embajada en Estados Unidos y Washington ordenó, la salida de
su personal diplomático, no esencial de Caracas, desoyendo las amenazas de
Maduro, a quien no reconoce como presidente legítimo. Mike Pompeo, aseguró que
el Chavista, no tiene poder para decidir sobre los contactos internacionales,
por ser un presidente ilegítimo.

Hubo
manifestaciones en todo el mundo en contra de Maduro, urgiendo a las fuerzas de
Venezuela, garantizar la seguridad de Guaidó y la propia  OEA, reconoció su nombramiento. México ha
sido muy cuestionado, por mantener una posición neutral y reconoce únicamente a
Maduro como presidente constitucional, con el argumento de la afinidad
ideológica entre el actual gobierno mexicano y el régimen de Maduro.

Omite
también el gobierno de México el mandato constitucional de protección y
promoción de los derechos humanos, según el dicho de Pablo Hiriart, que en
Venezuela son violados en todos sus órdenes, por el régimen ilegal de Maduro.

En Venezuela
no hay libertades políticas, no hay voto libre y los medios son acallados y
apabullados. Triste es el papel de Marcelo Ebrad, que defiende a su jefe, López
Obrador y vemos como el gobierno nos alinea en defensa de un dictador, tan es
así que fue invitado a la toma de posesión de AMLO, a pesar de la fuerte
oposición en contra, que existía. Veremos la reacción final de los Estados
Unidos junto con los países que rechazan a Maduro como son Argentina, Bahamas,
Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Honduras, Guatemala,
Haití, Panamá, Paraguay, Perú y República Dominicana.

No obstante
Rusia que es toda una potencia, apoya a Maduro entre otras naciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *