Cortazar, Gto.- 
Regidores de oposición, dos del Pri y dos del Pan, señalaron que
«hubo mala fe» y fue «tendenciosa», la falta de su
presencia para continuar la sesión de Ayuntamiento, en la que se aprobó por
mayoría la modificación presupuestal.

 En rueda de prensa
convocada por los regidores Sandra Medrano, Arturo Elías del Pan, Silvia Calvo
y Rafael González Novoa del Pri, -aunque se dijo que faltó otro del Pan, Manuel
Villagómez -, dijeron que no se hicieron los protocolos de convocatoria.
 Indicaron que
algunos, no todos, recibieron del secretario del Ayuntamiento Francisco Javier
Díaz, la convocatoria para la reanudación de la sesión de después de convocar a
un receso, aunque nunca se les dijo la hora, y la modificación presupuestal se
hizo.
 Los regidores
inconformes, convocaron a rueda de prensa varios días después del suceso, aun
cuando aceptaron que la votación se había hecho, pero dijeron que su queja la
harán ante el Congreso y el Organo Superior, 
para que se les atienda.
 También hicieron un
llamado al Contralor para que asuma sus funciones, porque el Secretario del
Ayuntamiento violó varios artículos reglamentarios, e incurrió en responsabilidades,
dijo la regidora Silvia Calvo.
 Rafael González
indicó que aunque el Presidente Municipal les habría dicho que la aprobación no
tenia cambios sustanciales, quedaron temas pendientes aunque algunos se
desahogaron en las mesas de trabajo.
 Pero quedaron
pendientes, dijo, la obra pública en la que se aplicarán 47 millones de pesos,
pero «no sabemos si hay proyectos y a quiénes se les asignarán»,
tampoco quedó clara la aplicación de 10 millones para la reposición de
lámparas.
Y en este aspecto, se tiene entendido que las que se
colocaron en la administración anterior, tienen garantía por un determinado
número de horas de trabajo, y por lo tanto, no está claro el tema.
 Por ello, dijo que es
lamentable no haber participado en la sesión.
 Todos fueron
coincidentes en que la falta de convocatoria, que debió ser con 24 horas de
anticipación, no se hizo, «quizá por la premura de sacarlo rápido y evadir
un debate», porque también faltaron temas del Dif y Jumapac.
Luego dijeron que la falta de oficio del Secretario del
Ayuntamiento, Javier Díaz, le crea problemas al alcalde, «pero si él lo
puso, que él lo quite, porque no le vamos hacer su tarea» y Sandra dijo
que en su momento se opuso al nombramiento, que ahora siga.