29 octubre, 2020

Voces Laja Bajío

Juntos llegamos más lejos

Juventino Rosas Cadenas. Biografía

5 minutos de lectura

Juventino Rosas Cadenas. Biografía

Por.- Víctor Manuel García Flores

XVI Parte  


– Familia Rosas Cadenas en Santa Cruz
Sin saberse de que manera, Jesús Rosas Rosas y Paula Cadenas Alcocer, después de casarse y regresar a vivir en el pueblo de Santa Cruz; se hicieron con una humilde casa que se convirtió en el hogar de su familia, al norte de la Plaza de Armas, en la tercera cuadra de la Calle De La Purísima, de la Manzana 9 del Cuartel No. 3; en el lugar en donde, nacieron sus ocho hijos, tres mujeres y cinco hombres. Aproximadamente, de 1856 a 1862, Jesús Rosas, como siempre, continuó trabajando de peón en el campo de algunas haciendas; con seis años de casado y ya habiendo nacido cuatro hijos; de los cuales, desafortunadamente, fallecieron tres de ellos. Jesús Rosas Rosas decidió en 1862, que sería el último año que trabajaría de peón en los campos de agricultura y ganadería; pues de 1862 a 1867,  se integra por medio de la leva, a la milicia, como soldado liberal republicano y músico de la banda militar de su regimiento, combatiendo en la guerra contra la intervención francesa, la cual enfrentó con tan solo 26 años; Jesús Rosas no se desentendió de su familia, a la cual, iba a visitar, cuando sus actividades en la milicia se lo permitían, regresando a casa para estar con su  esposa e hijos. Así, Jesús encontró su verdadera vocación, ser músico, lo cual prefería por mucho, antes que regresar de peón a los campos de agricultura o ganadería.
Jesús Rosas Rosas, ya con su esposa Paula Cadenas Alcocer; tuvieron en total 8 hijos, 3 mujeres y 5 hombres; todos nacidos en el pueblo de Santa Cruz, en Guanajuato. De todos ellos, si hay actas de fe de bautismo, entre 1858 y 1869. Los hijos mestizos, de ascendencia tanto indígena como española, de Jesús Rosas y Paula Cadenas fueron: María Lucia Concepción Rosas Cadenas, nacida el 25 de junio de 1858; María Nestora Carmen Rosas Cadenas, nacida el 13 de junio de 1859; José Manuel Abraham Rosas Cadenas, nacido el 15 de marzo de 1861; José Victorio Concepción Rosas Cadenas,  nacido el 22 de diciembre de 1862; José Victoriano Ruperto Rosas Cadenas, nacido el 22 de marzo de 1864; María Matilde Concepción Rosas Cadenas, nacida el 13 de marzo de 1866; José Juventino Policarpo Rosas Cadenas, nacido el 25 de enero de 1868; y, José Serapio de Jesús Rosas Cadenas, nacido el 13 de noviembre de 1869.  Se sabe que 5 hermanos, 2 mujeres y 3 hombres: María Lucía Concepción, María Nestora Carmen, José Victorio Concepción, José Victoriano Ruperto y José Serapio de Jesús fallecieron, con menos de un año de vida cada uno de ellos. Solamente, vivieron hasta su juventud, 3 hermanos de ellos, 1 mujer y 2 hombres: María Matilde Concepción, José Manuel Abraham y José Juventino Policarpo; mejor conocidos como Matilde Rosas Cadenas, Manuel Rosas Cadenas y Juventino Rosas Cadenas. En todas las biografías del compositor guanajuatense, escritas en el siglo XX e inicio del siglo XXI, se menciona siempre a los hermanos Manuel y Juventino, con su nombre real; pero erróneamente, siempre se llamó como Patrocinio a la hermana, un nombre de varón,  cuando su verdadero nombre era Matilde; y muy posiblemente, Patrocinio solo era un sobrenombre o nunca lo tuvo.
Lo que tampoco se dijo en ninguna biografía, es que en 1861, ya en ese tiempo casado y con tres hijos, dos mujeres y un hombre, Jesús Rosas; tuvo otra hija, pero fuera de matrimonio: María Agripina Rosas Nieto, bautizada el 15 de junio de 1861, en el pueblo de Santa Cruz, hija natural,  teniendo como padre a Jesús Rosas y como madre a Felicitas Nieto. Pero no se sabe nada más de Felicitas Nieto, ni de María Agripina Rosas Nieto; la media hermana de los Rosas Cadenas.
   Juventino Rosas Cadenas nació en un hogar humilde, hijo de un padre indígena otomí y una madre mestiza;  él y sus hermanos eran mestizos, descendientes tanto de indígenas como de españoles; sus padres fueron Jesús Rosas Rosas y Paula Cadenas Alcocer y sus hermanos que llegaron hasta una edad adulta Manuel Rosas Cadenas y Matilde Rosas Cadenas. Su padre, cuando nace Juventino Rosas, se acababa de reintegrar al seno familiar, pues era soldado liberal republicano, quien   había   participado   en   la   guerra   contra   la intervención francesa; que había concluido con el fusilamiento de Maximiliano, Miramón y Mejía en el Cerro de las Campanas en Querétaro; Jesús Rosas entró, con las tropas que acompañaron a don Benito Juárez, a la ciudad de México, el 19 de junio de 1867, al restaurarse la República; regresando posteriormente con su familia, a su hogar en Santa Cruz.
 Don Jesús Rosas Rosas, más que un valeroso soldado, fue un artista, que quizá llegó a la milicia por medio de la leva, más por la música que  por convicción política; se hizo arpista de la banda militar de su regimiento, pero además del arpa tocó la guitarra, el violín y el piano, perfeccionándose bien en los cinco años que estuvo en la milicia. Al regresar Jesús Rosas a Santa Cruz con su familia, también ejecutaba muy bien el violín, por tal motivo, no era de extrañarse que, por la fabricación en pequeños talleres familiares, de instrumentos musicales de cuerda; le regaló su primer violín blanco de la sierra y le enseñó a tocarlo, a su hijo Juventino Rosas. Con artistas en la familia, ya que al parecer fue su padre  quien les enseñó los primeros pasos en la música, y en el ambiente musical que imperaba en Santa Cruz; además de su talento innato, no fue difícil que Juventino tocara a los seis años de edad, el arpa y el violín; e integrara junto con su padre Jesús y su hermano Manuel un terceto de cuerdas en 1874. En el grupo terceto, don Jesús de 38 años, tocaba el arpa; Manuel de 13 años, la guitarra o el bajosexto; y Juventino de 6 años, el violín; acompañando a su hermana Matilde de 8 años, quien tenía una hermosa voz de soprano; en tertulias o fiestas, en su pueblo y en otras localidades rurales o poblaciones de la región del bajío guanajuatense.
En Santa Cruz, Juventino Rosas Cadenas y sus hermanos Manuel y Matilde, iniciaron sus estudios primarios, en una escuela, sin encontrar en cual; Juan Galván, quien al parecer  fue el maestro de ellos. Dejaron inconclusos la primaria, al trasladarse la familia a la capital del país en 1875.

Deja un comentario