21 octubre, 2020

Voces Laja Bajío

Juntos llegamos más lejos

Ley Anticorrupción Nace Muerta

4 minutos de lectura
(Y
Dos Posdatas)
Por
Ricardo González Melecio
         Otra
oportunidad que, por desgracia, se nos va para combatir la corrupción. La ley 3
de 3 fue burlada, pisoteada y no se aprobó como quería la sociedad civil. Más
de 600 mil firmas de ciudadanos no sirvieron prácticamente de nada. La ley que
se aprobó adolece de lo más importante: que funcionarios públicos hagan público
su patrimonio al llegar al poder y cómo evoluciona o crece éste, durante su
mandato.
       Lo
que no quieren hacer ellos, quieren que lo hagan los empresarios que hacen obra
pública y reciben dinero del erario: que hagan público su patrimonio. En todo
caso que lo hagan los dos: empresarios y funcionarios. Aquí se ve claramente la
protección que hacen los legisladores con los funcionarios públicos y aquí de
plano les están otorgando permiso para robar. Se reconoce implícita y
prácticamente explícitamente que los funcionarios son corruptos y se les da
permiso para seguir robando. Lo de la fiscalía anticorrupción es un ente
burocrático más, que no va a solucionar el problema principal que es el
enriquecimiento ilícito de los funcionarios públicos.
         Los
priístas junto con sus comparsas del verde ecologista y los de alianza, votaron
en contra de que los funcionarios públicos hagan público su patrimonio. Esto no
es de extrañar, ya sabemos que los priístas le huyen a la transparencia y a la
anticorrupción, pero lo que extraña es que senadores del Pan, Prd y Pt se hayan
ausentado o abstenido de votar. Con su voto hubieran evitado que se aprobara la
ley priísta. Y fueron panistas connotados como Jorge Luis Preciado y Héctor
Larios. Los dos fueron coordinadores de la bancada panista, el primero de los senadores
y el segundo de los diputados y se ausentaron precisamente cuando se estaba
votando. ¿Cuánto les dieron para que no votaran? Aquí hay que tener malicia y
pensar que fueron “maiceados”. Manuel Bartlett y Layda Sansores no votaron y
otro del Pt, se abstuvo.
         Del
Prd dos senadoras se ausentaron para no votar: Luz María Beristaín y Alejandra
Roldán, si estos supuestos opositores hubieran votado se hubiera ganado la
votación y la Ley 3 de 3 hubiera ganado tal como estaba propuesta por la
sociedad civil. En total fueron 9 los votos de la oposición que no se dieron y
que hicieron falta. López Obrador que les eche parte de la culpa a sus
correligionarios Bartlett y Sansores por no haber votado o haberse abstenido.
Total que todos estos traidores evitaron que tuviéramos la ley 3 de 3 que todos
queríamos.
         Por
eso estamos como estamos. Siempre que ya vamos a lograr algo, se interpone
alguna cosa que evita que tengamos las leyes que requerimos para avanzar hacia
un país más justo y desarrollado. Esperemos que más adelante se enmiende esta
ley 3 de 3 descafeinada y se pueda volver a votar tal como estaba propuesta
originalmente.
POSDATA UNO.- Le Tomaron la palabra
los legisladores locales al gobernador Miguel Márquez y aprobaron hacer una
auditoría a los terrenos que el gobierno del Estado compró para Toyota. La
Auditoría Superior del Estado de Guanajuato (ASEG) va a ser la encargada de
revisar las operaciones realizadas en esta compra-venta. Aunque no hay que
investigar mucho para darse cuenta de la enorme disparidad de precios entre lo
que compraron los intermediarios José Antonio Ortega Serrano (JAOS) y Santiago
Germán Bordes (SGB) y en lo que le vendieron al gobierno del Estado.
         Estimado
lector, estamos hablando de miles de millones de pesos del erario público
malversados, porque les compraban a los ejidatarios en 50 mil o setenta mil pesos
la hectárea y se las vendían al gobierno del Estado en cerca de dos millones de
pesos. Se habla de hectáreas que se le vendieron al gobierno en más de tres
millones de pesos la hectárea. Y si consideramos que son más de 600 hectáreas…Pues,
nada más multiplique usted, paciente lector, y se dará cuenta de la enorme
dilapidación de recursos y del enriquecimiento ilícito que obtuvieron los
compradores y algunos funcionarios corruptos del gobierno del Estado. Aquí
habría que investigar si uno de los beneficiados fue el propio gobernador y si
no lo fue, entonces de cualquier forma tiene responsabilidad en este enorme
desvío de recursos por no haber supervisado este escandaloso robo. Si fuera
este caso, por lo menos pecó de omisión.
         Esperemos
que la Auditoría Superior del Estado no reciba consignas o se deje “comprar”,
para no dar a saber la verdad de este, evidentemente, corrupto asunto.
POSDATA DOS.- Pues, contra la
oposición de los celayenses, siempre si se va a contratar deuda, por parte del
municipio, de 350 millones de pesos. Lo ideal era gestionar recursos de la
federación y del Estado, pero se optó por el camino más fácil, que a la postre
resulta el más difícil, y es el pedir prestado.
         Las
malas lenguas dicen que aquí algunos funcionarios de alto rango ya se están
frotando las manos, porque el diezmo es de 35 millones de pesos. Eso es lo malo
que muchas veces pasa, que una buena parte de los recursos públicos o  los préstamos van a parar a los bolsillos de
funcionarios corruptos…pero el pueblo es el que los tiene que pagar.
Comentarios y opiniones a los
correos:
Twuitter: @gonzalezmelecio

Deja un comentario