28 octubre, 2020

Voces Laja Bajío

Juntos llegamos más lejos

Política Al Margen

5 minutos de lectura

Por Jaime Arizmendi
*Beltrone; Crónica de una Dimisión, Obligada
*Quién Ganó en Zacatecas
Argonmexico / Qué sigue a los beltronistas… Al presentar esté lunes su renuncia a la dirigencia nacional del PRI, Manlio Fabio Beltrones parece haber concluido su ciclo como priísta. Y es que no pudo cumplir su autocompromiso de ganar en nueve de las 12 entidades donde se eligió nuevo mando estatal. Más aún, de los candidatos del tricolor que triunfaron en cinco de los estados, se aduce no eran sus propuestos.
El histórico descalabro del PRI en las elecciones del 5 de junio, con la pérdida del control de entidades “tradicionalmente” priistas como Quintana Roo y Veracruz, este último, tercero en importancia de votantes a nivel nacional, dejó fuera al sonorense de toda posibilidad de contender por la candidatura presidencial hacia el 2018, por lo menos en las filas del tricolor.
Él mismo sabía que la jornada comicial del primer domingo de junio, constituía una prueba de fuego para su expectativa. Evaluación que reprobó y se le convirtió en pesada loza, que ni El Pípila hubiera podido cargar en sus espaldas. En la sede nacional del PRI se supo que desde la semana pasada sus cercanos habían empezado a llenar cajas y hacer maletas.
A pesar de la derrota electoral, había quienes suponían que a Manlio le podían ofrecer un cargo en la administración pública federal, pero, obvio, no podrían darle una posición donde vuelva a estar en la jugada, cuando prácticamente perdió todas sus fichas. Los demás participantes difícilmente estarían de acuerdo.
Un punto relevante consiste en que al dimitir Beltrones al mando priísta, por los estatutos del partido, es a Carolina Monroy Del Mazo, secretaria general del CEN en quien, recae el tomar las riendas del instituto político. A Manlio Fabio se le conformó un nubarrón encima de la cabeza; con la marcada contribución a ello del mini debate que sostuvo con el perredista Agustín Basave, convidado de piedra y el panista Ricardo Anaya, quien dejó mudo al ahora expresidente nacional del PRI.
Vale anotar que para el 2017 habrá renovación de gobierno en Coahuila, Nayarit y el estado de México, nada menos que la tierra natal del Presidente Enrique Peña Nieto, bolsa electoral tricolor que además ya tiene de nervios a hombres y mujeres mexiquenses de este partido quienes suspiran por suceder a Eruviel Ávila.
Brillantes gestiones… Las realizadas por el gobernador zacatecano Miguel Alonso Reyes, quien se movilizó con firmeza para apoyar en su liberación y retorno al país al estudiante de la Universidad Autónoma de Zacatecas, Jobany Torres Becerra. El joven fue detenido en Nicaragua mientras realizaba prácticas profesionales, acusado de fingir su desaparición, es decir “simulación de delito”.
El muchacho obtuvo su libertad luego de pagar una multa de cuatro mil 579.33 córdobas, unos 160 dólares, equivalentes a poco más de tres mil pesos mexicanos. El mandatario de Zacatecas se reunió con la secretaria de Relaciones Exteriores, Claudia Ruíz Massieu, para apoyar las gestiones a fin de que Torres Becerra recuperara su libertad.
Pero que más hay del también joven gobernador, pues resulta que desde las elecciones de 2010, cuando con su triunfo quitó del mando estatal al PRD con sus 12 años de tenerlo en forma seguida: un sexenio comandado por el entonces perredista Ricardo Monreal Ávila, y otro tanto igual que tuvo a su cargo Amalia García.
Después, a Miguel Alejandro Alonso Reyes le tocó encabezar desde su gobierno cuatro nuevas elecciones: federales-presidenciales en 2012; locales 2013 diputaciones federales en 2015 y las locales de este 2016, para que los zacatecanos eligieran a quien lo sucederá en el palacio de gobierno; así como a los ayuntamientos y al Congreso local. En todos, predominó el tricolor.
En los primeros comicios federales que le tocó enfrentar como gobernador, el PRI en Zacatecas consiguió para su candidato presidencial, Enrique Peña Nieto, casi 335 mil sufragios; mientras que a Andrés Manuel López Obrador la fuerza monrealista le dio menos de la mitad, 160 mil; y la panista Josefina Vázquez Mota apenas superó las 120 mil boletas emitidas a su favor.
Un año después, en los comicios locales para renovar Congreso y ayuntamientos, con Alonso Reyes a la cabeza, el PRI obtuvo sin alianzas la victoria en 35 de los 56 municipios; mientras que una coalición formada por PAN y PRD, apenas consiguió ganar en 15 ayuntamientos. Sobresale que los candidatos del tricolor se quedaron entonces con Fresnillo, Guadalupe y Zacatecas capital, las tres alcaldías que juntas suman más del 80 por ciento de la votación estatal.
Respecto a la integración del Congreso del estado, los abanderados priístas se quedaron con 13 de los 17 distritos locales en juego; en tanto que los de la coalición PAN-PRD ganaron en 4 y el Partido del Trabajo una diputación. El reparto final entonces quedó: 14 para el PRI, 8 de la alianza opositora; 4 al PT, 2 al Verde Ecologista, 1 para el Panal y otro para Movimiento Ciudadano.
Para las votaciones del 2015 cuando se eligieron diputados federales, en Zacatecas se repitió la historia reciente. Los abanderados priístas ganaron a la oposición en los cuatro distritos electorales federales.
Y en el proceso comicial del domingo 5 de junio de este año, la votación le dio la victoria al candidato de la alianza integrada por los partidos PRI, PVEM y Panal, Alejandro Tello Cristerna, quien así sucederá en el cargo a Miguel Alonso Reyes el próximo 12 de septiembre.
Y no es para menos, Zacatecas ocupó el 4° Lugar nacional en evolución económica en 2014, según el Indicador Trimestral de la Actividad Económica Estatal del Inegi, respecto al mismo periodo del año anterior. Fue también 2º lugar nacional en crecimiento de actividades industriales; en tanto que en junio y agosto 2015, se posicionó en el 3er. lugar nacional confirmando su liderazgo.
Durante 2014 alcanzó el 8º lugar nacional en crecimiento del Producto Interno Bruto; creció 80 por ciento en la generación de nuevos empleos formales, frente a los generados en el 2013; fue 8º lugar nacional según el “Índice de Desarrollo Humano para las entidades federativas, México 2015”, publicado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo en México (PNUD), en el que Zacatecas tuvo un aumento del 2.8 por ciento entre 2008 y 2012.
Así como 2º lugar nacional en erradicación de la pobreza extrema, con la reducción de 45.5 por ciento al pasar de 10.8 por ciento de la población en 2010; 7.5 por ciento en 2012 y 5.7 por ciento en 2014. Cuando las cuentas son claras, enfrente no tienen armas
Zona de los archivos adjuntos

Deja un comentario