27 octubre, 2020

Voces Laja Bajío

Juntos llegamos más lejos

Trapitos… al Sol

6 minutos de lectura
 Desarrollo Social ¿Electorero?

(“Impulso De Gto.” En La Educación)

Monserrat Como La Virgen María… 
                                               
 Celso Rico Rivera

Toda explicación respecto de un hecho
notable –afirma la filosofía popular-, al final termina en tres versiones: la
que conviene o favorable; la que combate o contraria y la verdadera o
sustentada en la realidad. ¿A qué viene esta introducción? Es pertinente porque
en el devenir histórico no hay víctimas, tan sólo responsables. Ni el gobierno
ni el pueblo son “moneditas de oro”. A pesar del infortunio de la inseguridad
que ha azotado a Celaya en los últimos años, la realidad está imponiendo la
mesura cuando se juzgan las cosas.
Esta Celayamable
de Don Ramón sigue en pie contra los deseos de quienes piensan que los
dogmas mueven montañas o que la simple retórica provoca los cambios. Los
últimos acontecimientos han desmentido a quienes sostienen, a través de la
conducta o el irritado verbo, que el enfrentamiento es productivo.
Afortunadamente habemos ciudadanos abocados todos los días al trabajo, a
propiciar la participación responsable y el consenso en la política. Estos
elementos conjugados, son los motores que fortalecen el “espíritu del cuerpo” y
vigorizan la soberanía.
Hoy que se habla de tanto dinero, ($350
millones de pesos), que para un municipio con tantas carencias es muy poco,
saltan cuestiones como los gastos inexplicables y el aumento en los débitos. Al
margen de la cuantiosa deuda del gobierno de Celaya haya aprobado por mayoría
en el Congreso de Guanajuato.
Resulta de que independientemente panistas
se están distinguiendo por su proclividad al endeudamiento, hacen lo que muchos
criticaron de los gobiernos priistas. De tal forma, parece que algunos
regidores asumen muy bien su papel de oposición
y guardianes de la sociedad. Particularmente los del PRI, que son víctimas de
las pasiones internas, las ambiciones descomunales y diferencias se hacen
públicas y los enfrentamientos dejan en claro las fisuras internas del Partido
Revolucionario Institucional (PRI).
Por lo pronto está demostrado que frente a
una deuda del gobierno municipal de Celaya superior al monto de recursos que
hoy se buscan, para rubros prioritarios, mantener los gastos de sus programas
sociales, etcétera, etcétera… Tema polémico como pocos en los últimos días.
Por consiguiente, la pobreza, la
marginación, insalubridad, falta de oportunidades de empleo y educación, entre
otros, son ante todo efectos de dicha crisis
de deuda
, y pueden irse solucionando con periodos más o menos estables de
crecimiento. Sin embargo se ha llegado a decir que la política social
emprendida por el gobierno federal, busca ser sólo un paliativo para los
efectos de problemas más graves cuya solución se había pospuesto durante
décadas; de aquí que el carácter asistencialista, parcial y temporal, cuando no
electorero, que caracteriza a programas como Impulso Social de Guanajuato y
las Brigadas de la Cruzada Nacional Contra el Hambre,
los cuales son
herederos directos de aquel esquema de Solidaridad y funcionan más como si
estuvieran atendiendo a los damnificados de un huracán, que a estratos de la
población con niveles históricos de pobreza y marginación, por lo que su
presupuesto rápidamente se diluye sin dejar mayores rastros, ya no digamos en
el largo plazo, sino en el mediano plazo que quizá unas cuantas becas o alguna que
otra obra en las comunidades, de infraestructura en el mejor de los casos y
siempre insuficiente.
No se trata aquí desde luego, de hacer una
apología de esquemas paternalistas o demagógicos que tanto daño le hacen al
pueblo, pero sí de promover un debate serio, más amplio tendente a la
instauración de una política de Desarrollo Social más acorde con la situación
de miseria y exclusión histórica que afecta a los grandes estratos de la
población… al Sol. 
TRAPITOS… al Sol

Si se toma en cuenta que la educación es
una característica que distingue al hombre de los demás seres del universo y
que su acción no persigue sólo la adquisición de una serie de convicciones,
sino de su traducción en hábitos de la vida social, será posible entender a
profundidad las actitudes ante los maestros del Secretario de Educación
Pública
.
Ciertamente, la educación social no puede
separarse artificialmente del proceso formativo completo y es en la vida
comunitaria donde la evaluación se justifica, tan importante es la función formativa
de la educación pública como su contribución a la justicia social, que en todo
caso sería su consecuencia.
Y en este sentido, no basta construir más
escuela y contratar más maestros, sino que es necesario crear modalidades
educativas para todos y compensar las desigualdades surgidas de la pobreza.
Cuando se habla de la tarea del Estado
mexicano en el ámbito educativo, generalmente se alude a cifras y a
estadísticas muy propias de nuestro tiempo y se deja de lado la complejidad que
entraña educar a un pueblo que sufre los efectos de la desigualdad social
abismática, en el que priva la discriminación y prevalecen los prejuicios.
Evidentemente, la misión es complicada y sería una locura aseverar que debe
cumplirse en un sexenio, cuando no se ha logrado en toda la vida de nuestro
México.
Además, no es posible hacer de la educación
una labor solitaria, puesto que todos los hombres estamos inmersos en el seno
de la familia, primero, y en la sociedad civil, después. La función del Estado
es promover la educación y la instrucción, pero nunca ejercer el monopolio
paternalista, función para la que carece incluso de recursos de todo tipo.
¿Entonces, quienes? Los padres, aunque por desgracia carecen en muchos casos de
los elementos para hacerlo y el amor resulta insuficiente cuando se vive en
condiciones infrahumanas. Y comienza el círculo vicioso.
En las zonas rurales se han desarrollado
programas dirigidos a padres y madres de familia, que los capacita para una
mejor atención de sus hijos en los primeros años de vida. De esta forma, se
tratan temas como la importancia de la participación de los varones en la
educación y el cuidado de los hijos y el impacto de la violencia intrafamiliar,
al tiempo que se motiva a las mujeres a alfabetizarse y a continuar sus estudios.
La sociedad moderna tiene la convicción de
promover la educación permanente a la altura de las exigencias de la vida
social, que requiere una participación activa y responsable de todos los
ciudadanos en la vida civil y en el progreso de la convivencia. Pero interesa
esencialmente la edad evolutiva, que empieza en la misma procreación y por eso
la educación tiene lugar primero y naturalmente en la familia, aunque como una
emanación hayan nacido después de la escuela y otras instituciones educativas.
De ahí la importancia del enfoque que se da en la presente administración a la
función formativa de la educación pública, que incluye por cierto, un programa
que tiende a rescatar la importancia que tiene la mujer en la construcción de
una sociedad más justa, sin prejuicios ni discriminaciones… al Sol.
Hace apenas unos días los gritos de cobarde se pusieron a peso el kilo, al
diputado Jorge de la Cruz y finalmente de traidor.
Bueno, a decir verdad, ese tema ingrato apenas sería oportuno en la Semana
Santa, por aquello de evocar, condenándolo, al Iscariote, pero no en el bloque
opositor del Ayuntamiento, cuando hay que ver a todos como angelitos y a
Monserrat como a la virgen María de la Purísima Concepción, patrona de Celaya
¿no?… al Sol.

Deja un comentario