0 6 mins 3 años

Héctor
Gómez De La Cortina Guerrero
Crónica de un Desastre Anunciado
Nunca
desde que el PRI comenzó a ser oposición en nuestro estado se avizoraba un
panorama tan oscuro para los tricolores previo a una elección. Varios han sido
los factores que han minado no solo la credibilidad del ex partidazo, también
las disputas internas, las divisiones, la ausencia de liderazgos con visión de
futuro y una casi nula renovación de sus bases, tienen al tricolor al borde del
tercer lugar en Guanajuato.
El
proceso de designación de candidato fue una auténtica burla. Cuando todo
parecía indicar que sería José Luis Romero Hicks, trascendió que Sánchez García
habría amagado con una rebelión y hasta se aseguraba que de no ser el elegido,
aceptaría la candidatura de MORENA. Romero se disciplinó y se integró a la
campaña de Meade, pero el otro aspirante, Miguel Ángel Chico, abandonó el
partido al enterarse que Sánchez sería el candidato a través de un tuit
publicado por el presidente nacional del PRI Enrique Ochoa Reza. Chico fue
quien finalmente se sumó al partido propiedad de López Obrador y despotricó
contra Ochoa y su forma de conducirse.
Los
astros pues se le alineaban a Gerardo Sánchez que fue respaldado por el partido
en su totalidad y comenzó a remover a varios delegados federales para imponer a
gente de su confianza. Lo han dejado hacer y deshacer, quizá porque saben que
Guanajuato está perdido, quizá para “curarse en salud” y responsabilizar en su
totalidad al candidato salvaterrense o quizá por ambas razones. El caso es que
Gerardo ha logrado colocar a sus alfiles en candidaturas a alcaldías,
diputaciones locales y también federales, pero resulta extraño que no haya
convocado a la unidad, a la conciliación y a la suma de esfuerzos tan
necesarias en un partido que es oposición desde hace 27 años. La unidad es la
condición sine qua non diría mi
colega de páginas Saúl García Cornejo para tratar de obtener un buen resultado.
Han
existido casos extraños. Rumores iban y venían en varios municipios en donde se
quejaban de las exigencias e imposiciones del candidato a gobernador con varios
aspirantes. Yulma Rocha amenazó con renunciar a la candidatura en Irapuato
alegando presiones de Sánchez; el alcalde de Salvatierra José Velázquez, hombre
cercano al candidato a gobernador, renunció a la posibilidad de ser reelecto,
se dijo que se le quería imponer la planilla y obras en caso de ganar. En San
Miguel de Allende Ricardo Ferro Baeza, con apellido de raigambre en el estado,
renunció al PRI y se fue a MORENA. En Celaya la candidatura se mantuvo en
suspenso durante más de un mes luego de que aparentemente la Licenciada
Montserrat Vázquez se peleara con un operador de Gerardo Sánchez y se dijera
también que había intentos de imponerle la planilla, cosa que ella rechazó. Supe
de fuentes confiables que buscaron a varias mujeres que rechazaron el
ofrecimiento y debieron regresar con Montse, pero en lo que pareciera un afán
por sabotearse, hicieron a un lado a un cuadro importante y muy trabajador del
PRI, el líder de la Unión de Comerciantes Adolfo López Mateos, Carlos Palacio
de la Cruz, a quien según sus propias palabras, le prometieron la titularidad
de la tercera regiduría y se enteró por los medios de comunicación que iba en
la primera pero como suplente y en la tres colocaban a un no priista, causando,
con toda razón, su molestia, su abandono del PRI y su adhesión al PAN, que
feliz cosecha esa sensible división en el tricolor. Como si los priistas
pudieran darse el lujo de desechar apoyos. Una decisión incomprensible.
En
días pasados se hizo pública la carta que el efímero Delegado del CEN del PRI
en Guanajuato Enrique Martini le envía a José Ramón Martell. En ella, como
seguramente ya lo saben, hace trizas a Gerardo Sánchez y con ello suma al
ambiente de división que permea en el partido.
Hoy
algunas encuestas colocan al PRI en el tercer lugar, debajo del candidato de
MORENA Ricardo Sheffield y el del PAN-PRD-MC Diego Sinhué Rodríguez Vallejo. De
seguir las cosas así, es imposible que el PRI capitalice el desgaste que
acarrea el PAN por el ejercicio del poder y será MORENA quien desplace al
tricolor.
Con
más calma trataremos el asunto de Celaya en otra colaboración, pero las cosas
tampoco pintan bien.
Twitter:@gomez_cortina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *